domingo, 8 de julio de 2012

"EL POLÍGRAFO" Y "EL VALOR DE LA VERDAD". POLIGRAFÍA: ARTE DE ESCRIBIR Y DESCIFRAR ESCRITOS EN CLAVE. PROGRAMA DE TV. "BASURA".

"Goza de muy poca confiabilidad entre los científicos. El "polígrafo" es un instrumento que se usa en diversos países como "el detector de mentiras". No tiene una aceptación total y se presta a manipulaciones o antojadas interpretaciones". Hasta aquí, sintetizando, lo que hemos podido averiguar sobre la verdad del significado real del aparatito que se viene empleando en diversos programas de la televisión internacional y que realmente dan asco. Los concursante son, por lo general, aunque digan que no, aspirantes a ganarse el premio del dinero que se ofrece por "decir la verdad". Como es costumbre, en Canal 2, ya hay copia de este programa.

En efecto, el discutido periodista Beto Ortiz, amante de los escándalos y envuelto en sucesos que no vale la pena recordar, es el conductor de "El Valor de la Verdad". Conociendo los antecedentes del programa en mención, íbamos a opinar en su contra. Observábamos las promociones del mismo y nos parecía un insulto al televidente probo, invitarlo a participar del mismo. Comprometía en sus entrevistas a políticos o personajes públicos a someterse a esta ridícula prueba, con el fin de satisfacer su morbo y, muy suelto de huesos, se atrevía a decir que era un programa de alta calidad moral y hasta educativo.

¡Este es culpable! ¡Pa' dentro!
Hace unos instantes en el noticiero de Frecuencia Latina que conduce Marisa Peschiera, se reprodujo una primera parte del debut de "La Hora de la Verdad", creo que el sábado. Nos malogró el desayuno. Una pobre mujer y con la "solidaridad" de su familia, se atrevía a decir su verdad ante las preguntas escabrosas del polémico periodista. Tan igual al programa de la televisión colombiana, creo, con el mismo escenario, es decir, copia fiel del que se transmitía nocturnalmente en Canal 9. La meta es 50 mil soles. Dramáticamente se iba desnudando en sus íntimos secretos y se preveía la respuesta, cierta o falsa.

La participante llegó a una cifra, gracias a que dijo "la verdad". Si bien es cierto los televidentes no estamos obligados a ser espectadores del mismo, yo si digo mi verdad y sin polígrafo alguno. No me agrada. Hay que estar huérfano de dignidad para aceptar tal sometimiento a las preguntas del conductor. Y lo abyecto del mismo, sucede en cuanto pasa la prueba y tanto el participante o la familia, celebran juntos "su verdad". No interesa la vergüenza, porque yo afirmo que la perdieron mucho antes de ingresar al programa. Una lástima que seamos tan poco creativos y copiemos lo que no vale la pena ver.

Pareciera que no soy el único en hacer esta crítica, porque antes que saliera "El Valor de la Verdad", el "creativo" Ortiz, hizo aclaraciones que "su idea" tenía connotaciones ejemplares, porque decir la verdad, hoy puesta en tela de juicio, era algo muy honroso. En nuestra sociedad y en la que la moral está muy venida a menos, por la cantidad que se ofrece, habrá cientos de futuros participantes que han aprobado el "casting". Dejaría de hacer estos comentarios, por ejemplo, si el propio Ortiz se somete al "polígrafo" y en cuanto se le haga la pregunta que lo hizo mal famoso, dijera que no es verdad. 

Finalmente, el culpable de hacer estos comentarios de aficionado a opinar, soy yo mismo. Eso de crear blogs y mantenerlos al día, es un problema. Sin embargo, me doy la satisfacción de decir lo que siento y si de algo sirve nuestra opinión, en buena hora. No dejemos que los "genios de la televisión" salgan con las suyas. De la misma manera que se viene salvando a los pequeños que fueron raptados por los senderistas, hagamos lo mismo con toda la familia peruana que se ve sometida a tan falaces programas como este. Sugerir salga del aire, sería atentar contra la libertad de expresión. Allí lo dejamos. Gracias.

4 comentarios:

  1. Estimado, lo de canal 2 no es poligrafia. No existe forma de responder 21 temas diferentes en poligrafia. Por lo menos profesionalmente. El señor que realizó estos exámenes es un mercenario que va por todo el mundo estafando a la gente con exámenes que son imposibles de realizar según los estándares que la Asociación Americana de Poligrafia norma. De otro lado pregúntese porque las agencias de seguridad de paises desarrollados utilizan el poligrafo. (FBI, CIA, DEA, etc)Saludos

    ResponderEliminar
  2. Amigo Ramírez Vera:
    Agradecemos su comentario y que respalda nuestro criterio sobre el uso de ese raro instrumento "de la verdad". Por eso es nuestra crítica al programa imitador de Frecuencia Latina.

    ResponderEliminar
  3. pero cual es el problema,la gente ve, se olvida, a los 3 meses, nadie se acordara de sus secretos, pero ya se llevo la plata, para algo sirve.
    es como las peliculas de accion, todo se olvida rapido.
    no haga higado.

    ResponderEliminar
  4. En efecto todo se olvida, pero el mal momento queda. Una lástima observar como se denigra a la mujer en el caso de Susi Díaz. Vergonzoso. La bverdad es no debemos ·"hacer hígado". Gracias.

    ResponderEliminar